Skip links

Indicadores financieros: qué son y cuáles deberías monitorear en tu empresa

Uno de los factores más críticos por el cual las pymes fracasan y no logran mantenerse en el tiempo es porque dejan a un lado el proceso del análisis financiero, de hecho, la mayoría de los CEO’s y directivos que deciden en la empresa subestiman la importancia del área financiera para la toma de decisiones en sus empresas. 

El enfoque de un estilo gerencial exitoso radica en que los directivos que lideran la organización puedan tener una mentalidad de gestión basada en los resultados financieros de la empresa. 

Para llevar una gestión encaminada hacia el crecimiento de tu empresa, debes apoyarte en herramientas de medición como los indicadores financieros, estos te permitirán conocer, evaluar y analizar las debilidades y fortalezas de cada área de tu compañía, como también identificar las oportunidades y tendencias de inversión para impulsar el crecimiento de la empresa.

También puedes leer: Índice de liquidez: conoce los indicadores para mejorar las finanzas de tu empresa

La capacidad de una empresa para llevar una buena gestión de sus recursos, aumentar su productividad y obtener una utilidad neta adecuada, es lo que determinará su eficacia para cumplir con sus obligaciones y poder proyectarse con nuevos planes de inversión a largo plazo. 


Los indicadores financieros son los aliados ideales que todo gerente debe emplear para evaluar la condición financiera de su empresa. Por lo tanto, en Bold, te invitamos a conocer qué son los ratios financieros, su importancia y cuáles necesitas comenzar a monitorear a corto y largo plazo en tu organización.

Qué son los indicadores financieros

Qué son los indicadores financieros

Los indicadores o ratios financieros son herramientas de medición que permiten combinar entre sí los elementos de información que se reflejan en los estados financieros. A través del cálculo e interpretación de estos datos contables, es posible realizar un diagnóstico preciso de la salud financiera de una empresa. 

También te puede interesar: Cómo mejorar los indicadores de rentabilidad en tu empresa

Las razones financieras —como también se les llaman— tienen como finalidad evaluar a una empresa desde las características de liquidez, solvencia, eficiencia operativa, endeudamiento, rendimiento y rentabilidad.

Las funciones de estos ratios son de vital importancia para medir el rendimiento económico, operativo y financiero de una compañía. Esto favorece a los gerentes para poner de manifiesto el nivel de gestión (buena o mala) de su empresa, y de esa manera tomar decisiones más acertadas. 

Por qué debes analizar la situación financiera de la empresa

Como dijo Peter F. Drucker: «lo que no se mide, jamás se va a mejorar».

El análisis de la situación financiera representa una oportunidad para enmarcar las debilidades y fortalezas de una empresa. Pero no solo eso, sino que también es útil para realizar predicciones sobre acontecimientos en el corto (1 a 3 meses), mediano (3 a 18 meses) y en el largo plazo (hasta 10 años).  

Esto con la finalidad de tomar decisiones de inversión, financiamiento, planes de acción o hasta para realizar comparaciones entre distintas compañías del mercado. Todo esto basado en el análisis e interpretación de datos cuantitativos.

También te puede interesar: Qué es y cómo calcular el índice de endeudamiento de tu empresa

Usualmente, los gerentes o directivos de una organización se ven envueltos con diversos problemas financieros, como por ejemplo:

  • Baja liquidez.
  • Costos financieros elevados.
  • Riesgos de inversión.
  • Baja rentabilidad.
  • Dificultades para usar recursos propios.
  • Toma de decisiones poco asertivas en las inversiones.
  • Confusión en el control de sus operaciones.
  • Problemas en el reparto de dividendos.
  • Entre otros.

Por lo que el uso de los indicadores financieros facilita las herramientas financieras necesarias para que una pyme sea más eficiente, eficaz, obtenga mayor rentabilidad, y consiga mejores resultados usando menores costes.

La importancia de los indicadores financieros para la gerencia

Importancia de los indicadores financieros

El uso de los ratios o indicadores financieros representan el método de evaluación financiera más conocido y empleado en la actualidad. Su importancia radica en que aportan información valiosa para la empresa. Por lo tanto, ofrecen soluciones para mejorar la rentabilidad, liquidez, solvencia, entre otras razones. 

También te recomendamos leer: 5 indicadores de eficiencia o actividad financiera que debes revisar

Los índices financieros son útiles para las empresas, ya que proporcionan ventajas valiosas tales como: 

  • Permiten analizar la evolución de la empresa: objetivos (y metas) a corto y largo plazo en distintas áreas.
  • Son útiles para conocer qué tan bien utiliza una organización sus recursos.
  • Muestran de forma transparente el rendimiento de la gestión financiera.
  • La interpretación de sus resultados permite detectar oportunidades de inversión. 
  • Pueden evidenciar una solución a las dificultades que conlleva una mala gestión.
  • Permiten identificar áreas de mayor rendimiento y también aquellas que deben ser mejoradas.

Si, por ejemplo, deseas atender el tema de la eficiencia operativa de tu empresa —consumir menos recursos y, de forma paralela, aumentar la productividad—, entonces, puedes apoyarte con un tipo de indicador específico que mida la manera en que tu organización utiliza sus activos.

Pero si en cambio detectas una baja liquidez en un periodo específico, en este caso, lo más recomendable es prestarle atención a los indicadores que miden el poder financiero de tu empresa para hacer frente a las obligaciones. 

Estas razones financieras son útiles cuando las ventas se mantienen (o caen) y al mismo tiempo los gastos operativos aumentan. Ya que funcionan como claras señales para detectar en qué está fallando tu empresa, qué puedes mejorar o, a su vez, lo que necesitas cambiar para obtener una buena rentabilidad y consumir menos recursos. 

¿Cuáles son los indicadores financieros más importantes?

Indicadores financieros más importantes

Existen diferentes ratios o razones que son favorables para una empresa. En este caso, hablaremos de los principales indicadores financieros que toda organización, la cual desee aumentar sus ventas y/o conseguir una mejor gestión, debe disponer y aplicar en sus distintas áreas:

Indicadores de eficiencia o actividad

Los indicadores de eficiencia o actividad miden qué tan eficiente es una empresa a la hora de convertir sus activos en efectivo.

La eficiencia es un factor clave para que una empresa sea rentable. Por eso, estos ratios se encargan de medir la actividad de una empresa: desde cuánto tiempo les lleva cobrarles a sus clientes hasta cuánto tardan en convertir el inventario en efectivo.  

Rotación de cuentas por cobrar

El ratio de rotación de cuentas por cobrar indica cuánto tiempo tarda una empresa para cobrar sus ventas a crédito. Es decir, mide el lapso de tiempo en que una empresa convierte sus cuentas por cobrar en efectivo durante el año. 

Rotación de activos

El índice de rotación de activos muestra la eficiencia que tiene una empresa para movilizar sus activos y producir ventas. Es un índice que indica el número de ventas que se generan por cada dólar de los activos. 

Rotación de inventarios

El índice de rotación de inventarios mide la facilidad que tiene una empresa para convertir su inventario en efectivo o cuentas por cobrar. Es un ratio que calcula cuántas veces se repone el stock durante el año o en un periodo específico. 

Periodos de cobro

El ratio de periodos de cobro mide el tiempo promedio en que una empresa recupera las ganancias generadas por sus ventas a crédito. 

Rotación de proveedores

En cambio, el índice de rotación de proveedores mide el tiempo en que una gerencia tarda en pagar sus deudas con los proveedores. 

Indicadores de liquidez 

Los indicadores de liquidez miden la capacidad que posee una empresa para convertir sus activos en dinero en efectivo. Asimismo, ponen en evidencia la capacidad de la organización para cumplir con sus obligaciones a corto plazo.

Estos índices calculan el nivel de efectivo con el que cuenta la empresa, así como también su capacidad a la hora de convertir los activos corrientes en activos circulantes.

Razón corriente 

La razón corriente es un indicador de liquidez que permite conocer la facilidad que posee la empresa para cumplir con sus obligaciones a corto plazo. 

Prueba ácida

La prueba ácida es un índice de liquidez que pone en evidencia si una empresa cuenta con la capacidad de pagar sus pasivos corrientes con los activos rápidos.

Este ratio resta el valor del inventario. Por lo tanto, refleja la facilidad de pago que presenta una empresa con sus activos corrientes que se pueden convertir en efectivo a corto plazo. 

Capital de Trabajo Neto

El índice de capital de trabajo es un coeficiente que evalúa si la empresa posee suficiente capital para llevar a cabo sus operaciones diarias.

Calcula la capacidad que tiene la organización para liquidar sus pasivos circulantes con el efectivo excedente de las operaciones. 

Indicadores de rentabilidad

Los índices de rentabilidad muestran el valor de las ganancias que se obtienen con los activos. Es decir, reflejan los beneficios que obtiene una compañía a través de sus operaciones.

Los índices de rentabilidad revelan qué tan bien una empresa está usando sus recursos para conseguir un retorno favorable. 

Rentabilidad sobre activos (ROA)

El índice de rentabilidad sobre activos o ROA (​Return On Assets) muestra la eficiencia con la cual la empresa usa los activos totales para generar ingresos o beneficios.  

Rentabilidad sobre capital (ROE)

El ROE (‘return on equity’ por sus siglas en inglés) es un índice muy útil para los inversores y propietarios que desean conocer cuánta ganancia obtienen por cada dólar empleado en las operaciones de la empresa. Es un ratio usado para evaluar la longevidad de la organización. 

Índice de beneficio neto

Es un índice de rentabilidad que compara los ingresos netos y las ventas generadas. Con su cálculo es posible conocer la utilidad neta que se obtiene por cada dólar proveniente de las ventas.

Este ratio refleja el nivel de ganancia que consigue la empresa después de haber cumplido con todos sus gastos. Es útil para conocer el rendimiento de la empresa a largo plazo. 

EVA 

El valor económico agregado más conocido como EVA (o Economic Value Added, en inglés) es un indicador financiero utilizado para calcular la tasa de rendimiento del capital invertido. Este ratio compara el costo de oportunidad para una inversión y mide el desempeño del capital. 

Margen de contribución

El margen de contribución mide qué tan eficiente es una empresa para producir productos y mantener bajos niveles de costos variables. Es un índice que ayuda a la gerencia a comprender qué productos son más rentables, cuál precio es el ideal para no perder dinero y también sirve para calcular el punto de equilibrio.

EBITDA 

El EBITDA proviene de las siglas en inglés de Earnings Before Interest, Taxes, Depreciation and Amortization; que se traduce como: el beneficio antes de intereses, impuestos, depreciación y amortización.

Es un indicador de rentabilidad usado para medir el desempeño operacional de la empresa. Muestra qué tan rentable es una empresa antes de deducir intereses, impuestos, amortizaciones y depreciaciones. 

Indicadores de endeudamiento

Conocer la estructura del capital es importante tanto para los acreedores como para los accionistas. Por eso, los indicadores de endeudamiento son útiles para medir el valor del capital de una empresa analizando el panorama general de deuda.

Ratio de deuda

El ratio de deuda es una medida para conocer la capacidad que tiene una empresa para saldar sus deudas con los activos.

Coeficiente de endeudamiento

El coeficiente de endeudamiento muestra cuánta carga de financiación sobre el capital de la empresa proviene de los acreedores e inversores. 

Ratio de equidad

El ratio de equidad es útil para definir qué tan apalancada se encuentra la empresa con la deuda y, además, para conocer la proporción de los activos totales proveniente de los inversores.

¿Por qué el análisis financiero es tan importante?

Importancia del análisis financiero

Analizar a una empresa desde el punto de vista financiero, figura como una oportunidad para lograr una evaluación más completa y dar a conocer si la organización es estable, solvente, líquida o lo suficientemente rentable como para autofinanciarse o apoyarse en una inversión monetaria externa. 

  • El análisis financiero les aporta a los gerentes información valiosa de la empresa, que les facilita la toma de decisiones para realizar negocios en el futuro o detallar tendencias históricas en busca de éxitos o fracasos pasados.   
  • El análisis financiero se apoya en indicadores (KPI’s) y en técnicas financieras para detectar aquellas áreas de una pyme que presentan bajo desempeño y también esas áreas que reflejan buenos resultados. 

Los gerentes deben hacer una revisión con ayuda de un análisis financiero para evaluar sus egresos operativos, y así lograr que tanto la rentabilidad como la liquidez sean las más adecuadas para la organización.

Además, el mercado siempre está en constante evolución, por lo tanto, es indispensable reconocer las tendencias y oportunidades de inversión que tengan la relación de rentabilidad / riesgo adecuada.

La importancia de las finanzas en la toma de decisiones gerenciales

Accionar nuevas estrategias basadas en la intuición, no representará jamás la mejor decisión para asegurar la estabilidad y/o solvencia de una compañía.  

Los dueños de pymes exitosas reconocen la relevancia de analizar las cuentas de una empresa.

El balance general, el estado de resultados y el flujo de caja (de donde se obtienen los indicadores financieros) ofrecen información valiosa para conocer el rendimiento de las operaciones.

Y aunque las finanzas no son la razón de ser de una compañía son las que miden si están cumpliendo su razón de ser (ventaja competitiva) y  sus medición constante y disciplinada les ofrecen a los gerentes la posibilidad de responder preguntas difíciles, tales como: 

  • ¿Es rentable y solvente nuestra empresa?
  • ¿Cuál es el valor de la compañía en la actualidad?
  • ¿Es posible comprar a nuestra competencia más cercana?
  • ¿Qué área está reflejando un pésimo rendimiento?
  • ¿Las nuevas estrategias están generando resultados?

En efecto, al poner en marcha una nueva estrategia empresarial, también se debe medir su evolución. Por lo que un disciplinado análisis del estado de cuentas será un paso fundamental para calibrar la eficacia y eficiencia de cualquier operación interna o externa de la organización.

Conclusiones

Los indicadores financieros junto a sus fórmulas son herramientas claves para llevar a cabo un profundo análisis de la empresa. Existen muchos, y cada uno de ellos apunta a un objetivo específico. Pero para ser más eficiente, en Bold recomendamos usar menos de cinco ratios financieros.

Esto con la finalidad de que como gerente centres energías en esas áreas que necesitan mejorarse. Pero más importante aún, potencies lo que ya funciona y crees nuevos planes estratégicos que permitan generar un Cash Flow positivo.

Aplicando los ratios adecuados, una empresa puede notar cambios sustanciosos de un año a otro en los aspectos de rentabilidad, liquidez, entre otros indicadores. 

Leave a comment

×

Hola! 👋

¡Escríbenos a WhatsApp si deseas comenzar a actuar en grande!

× Escríbenos a WhatsApp