Skip links

El Asesoramiento Financiero y su Valor en Tiempos de Crisis

  • La labor del asesor financiero gana relevancia para las empresas en medio de la crisis sanitaria actual. 
  • Las ventajas de contar con un asesoramiento financiero pone a las empresas en una condición privilegiada en momentos de adversidad.
  • Las labores de un asesor financiero harán que la planificación y el establecimiento de estrategias incrementen la rentabilidad de la empresa. 

El asesoramiento financiero es un aspecto al que no se le ha otorgado demasiada importancia, principalmente cuando hablamos de pequeñas y medianas empresas – generalmente cuando se acude a ellos ya es demasiado tarde -. Sin embargo, contar con esta ayuda, de manera preventiva, es beneficioso. 

Gracias a la orientación y guía de profesionales en materia de finanzas es posible reducir el riesgo de cometer grandes errores. También se puede allanar el camino en pro de la consecución de las metas organizacionales y la estabilidad económica en un tiempo breve. 

Un buen acompañamiento en los asuntos financieros facilita dar pasos firmes que ayuden a la consolidación de la visión de las empresas. Es decir, proporciona un panorama más claro en cuanto al manejo adecuado del capital. Veamos con mayor profundidad de qué se trata.

La función principal del asesoramiento financiero consiste en orientar la toma de decisiones acertadas en todo momento y, en particular, en medio de las crisis.

¿Qué es el asesoramiento financiero?

Es un servicio que presta un profesional en materia financiera. Puede estar dirigido a empresas o a personas particulares. Su  finalidad es contribuir en las decisiones financieras para que resulten altamente rentables. 

Un asesor financiero está capacitado para diseñar un plan adaptado a la situación, características, necesidades y objetivos de cada empresa, al tomar en consideración factores internos y externos.

Cuando de inversiones se trata, estos profesionales pueden recomendar el uso o adquisición de ciertos productos financieros, según un levantamiento previo de información. Es decir, deben realizar un diagnóstico de la situación actual de la empresa.

Su conocimiento y experiencia le permitirá orientar las acciones financieras manteniendo un punto de vista objetivo y neutral. Todo ello, con la finalidad de alcanzar los objetivos de rentabilidad y riesgo que requiere el cliente.

Una de las principales ventajas de contar con un asesor financiero consiste en que orientará las acciones financieras bajo un punto de vista objetivo.

La labor del asesor financiero

Un asesor financiero debe realizar una planificación financiera integral. En ella se deben desarrollar estrategias que permitan el manejo del negocio orientado a la consecución de maximizar la utilización de los recursos invertidos.

Al mismo tiempo, el asesor debe ofrecer soluciones y/o acciones que permitan controlar riesgos, para que sean reducidos al mínimo posible.

Una planificación financiera debe incluir el abordaje de varias áreas de asesoría: 

  • Diagnóstico de la situación actual (entender cómo analizaría un banco).
  • Análisis de los generadores de Valor de la empresa (qué sí está aportando valor, cómo y cuánto).
  • Planificación de resultados operativos (cuánto tienes que vender y a qué costo para recibir la utilidad que esperas).
  • Planificación de la necesidad de financiamiento (cuántos recursos monetarios necesitas y cómo los vas a conseguir).
  • Evaluación de ratio de rentabilidad/riesgo de cualquier inversión productiva, qué quieres hacer.
  • Consecución de financiamiento.
  • Valoración de tu empresa.

Ventajas de contar con un asesoramiento financiero

Las ventajas del asesoramiento financiero para las empresas
Photo by Isaac Smith on Unsplash. Licencia CC0

El asesoramiento financiero, en pocas palabras, se enfoca en orientar a las empresas para que hagan más con menos, es decir, un mejor uso de sus recursos en el corto, mediano y largo plazo. Entre las ventajas que esto implica, se encuentran:

Un manejo más acertado de aspectos básicos del negocio

Permite hacer ajustes que favorezcan la estructura de costos, el modelo de negocios, o bien el flujo de caja. 

Del mismo modo, contribuye a la mejor selección de las fuentes de financiamiento, según la etapa de crecimiento en la que se encuentre la empresa.

Comprensión y evaluación de los estados financieros

De la mano de un profesional en materia financiera, se hace más fácil comprender la situación de la empresa a cada momento. 

Es posible conocer y evaluar aspectos como los ingresos, el impacto de tus decisiones, los pagos a los colaboradores, las inversiones, etc. Es decir, ver con claridad el panorama global de la relación entre ingresos y egresos, así como los activos y los pasivos. 

La visión empresarial se hace más amplia

La razón está en que es posible ver el negocio desde la perspectiva fresca, profesional y objetiva del asesor financiero. Su acompañamiento a empresas similares le permite enriquecer cada caso con la experiencia de otras compañías de su mismo sector.

Un profesional del área financiera facilitará la comprensión de la situación de la empresa a cada momento, en cuanto a la relación entre sus ingresos y egresos.

Mayor claridad en el establecimiento de metas

El profesional en materia de finanzas tiene la capacidad de plantear metas factibles, realistas y medibles de acuerdo a la situación financiera vigente de la empresa. Algo muy importante es establecer objetivos inteligentes desde el principio. Permitirá ahorrar tiempo y dinero.

Hacer mejores inversiones

Con una asesoría oportuna se hacen los ajustes pertinentes y precisos para mejorar las inversiones actuales. Si estas no existen, entonces se iniciará con pié firme en este ámbito. De esta forma, se ampliará la rentabilidad y se reducirán los riesgos. 

Mantenerse en el marco de la ley

Estos profesionales se mantienen al día en cuanto a las leyes que rigen la materia financiera y económica. Por lo tanto, es más fácil evitar incumplimientos y sanciones, lo que se traduce en una mayor fluidez de las operaciones y la reducción de gastos innecesarios.

El valor del asesoramiento financiero frente a la crisis actual

La crisis económica actual ocasionada por el covid-19 refuerza el rol del asesor financiero en las empresas. La incertidumbre y temor que sienten los empresarios con este abrupto y radical cambio de la dinámica comercial hace que requieran orientación especializada. 

Lo antes dicho es lo que afirma el señor Salvo La Porta, quien es director comercial del Banco Mediolanum en el tercer foro “El ahorro después del coronavirus” organizado por la revista Inversión.

La Porta plantea que una de las principales funciones del asesor financiero consiste en contribuir a que sus clientes no se dejen dominar por sus temores. 

Por el contrario, debe guiarlos para que se mantengan concentrados en la consecución de sus objetivos. ¿Cómo lograrlo? Mediante respuestas que necesitan ante el derrumbe de los mercados y proyectando diferentes escenarios.

Hoy, más que nunca, es importante planificar las finanzas empresariales a corto, mediano y largo plazo. Debe mantenerse el enfoque de que toda crisis trae consigo grandes oportunidades, y el asesor financiero ayuda a detectarlas y aprovecharlas.

Después de toda recesión o caída del mercado financiero, generalmente se presenta una gran recuperación. Esta, sin duda, trae beneficios más significativos de los que se venían reportando antes de la situación de crisis.

La buena noticia es que la crisis actual difiere en mucho de la experimentada en el año 2008. Entonces, la causa se encontraba en el colapso de las estructuras financieras. Ahora, estas estructuras están fortalecidas y serán las que sustenten la recuperación económica.

El asesoramiento financiero y su importancia en las crisis
Photo by Markus Winkler on Unsplash. Licencia CC0

Conclusión

La asesoría financiera es el wingman de los negocios. El profesional que la proporciona, es el aliado clave que se encarga de establecer las estrategias necesarias para optimizar los recursos financieros. 

El criterio financiero, objetivo y desapegado del asesor – y al mismo tiempo enfocado en generar valor para la empresa – es un excelente filtro para escoger el problema correcto y las opciones más efectivas para resolverlo. 

La posibilidad de éxito de una empresa se reduce, sobre todo en tiempos difíciles. En estos tiempos, la incertidumbre y la confusión pueden empañar el buen juicio de cara a la toma de decisiones. A su vez, estas últimas pueden signar el destino de la empresa.

Escoger el “problema correcto” al que vas a dedicarle tiempo y recursos, es más importante que el esfuerzo y tiempo que inviertes en resolverlos. Además, priorizarlos permitirá multiplicar los resultados.

El Bold Consulting Group tenemos la convicción de que todo empresario cuenta con un gran poder transformador. Creemos que cualquier empresa, con el acompañamiento adecuado, puede ser rentable y aportar a la sociedad, aún en medio de grandes crisis. 

Te invitamos a descargar nuestra estrategia de “Modelo de Financiero”.

Si te resultó interesante este artículo, tal vez también quieras leer:

Digitalización: el nuevo reto comercial que enfrentan las empresas

¿Sabes qué es el design thinking? Descubre por qué debes tenerlo siempre presente en tu empresa.

El servicio al cliente: ¿aún importa?

Deja tu comentario